Ana Serradilla

Ana Serradilla

Egresada del Centro de Formación de Actores Para Televisión (CEFAC), la actriz mexicana Ana Serradilla ha sabido compaginar su carrera tanto en cine, como en teatro y televisión. Uno de los proyectos que la catapultó en el panorama latinoamericano fue sin duda alguna La viuda negra, serie en la que interpreta a Griselda Blanco, narcotraficante colombiana que lideró durante la década de los 70 y los 80 el cártel de Medellín. De raíces españolas y con un gran potencial actoral, Ana Serradilla inició su carrera en 1998 en la versión mexicana del proyecto argentino Chiquititas, donde llevó el papel estelar. Un año después ya era parte de La vida en el espejo, telenovela producida por Argos. Ana Serradilla debutó en el cine en 2001 de la mano de Armando Casas en la cinta Un mundo raro. De ahí siguieron más proyectos en televisión como Mirada de mujer: El regreso, Las Juanas, , Drenaje profundo, Alguien más, producción para el canal Once y la serie colombiana La esquina del diablo. Fue en 2006 cuando su nombre comenzó a ser un referente en el mundo del cine gracias a la comedia Cansada de besar sapos. A partir de eso se desprendieron otros proyectos en cine como Sexo, amor y otras perversiones, El brindis (chile), Corazón marchito, Eros una vez María y Déficit, donde fue dirigida por Gael García Bernal. Fue parte de la adaptación televisiva latinoamericana Esposas desesperadas, así como de otros filmes como Todo incluido, Preludio, La otra familia (con la que ganó el premio Canacine a la actriz del año), Los inadaptados, Pastorela, Espacio Interior y Luna escondida, cinta que le otorgó en 2013 la Diosa de Plata de Mejor Actriz. Interesada en diversificar su carrera, a Serradilla se le ha visto en obras de teatro como Fresas en invierno, Pájaro negro, Eurídice, Relaciones peligrosas, Sin Cura o adiós le dije, de Manolo Caro y La venus de las pieles.